“Mientras se sobreactuaba compromiso con los derechos humanos se apadrinaba represores”

MilaniIntentar que nadie recuerde la protección que el gobierno anterior hizo a Cesar Milani es una pretensión absurda.  Las insólitas declaraciones de Juan Cabandié vuelve a poner de manifiesto lo que siempre hemos afirmado: el kirchnerismo es, apenas, un relato sin sustancia.

Mientras que la máxima autoridad del Estado sobreactuaba compromiso con los derechos humanos apadrinaba represores, desvirtuando así la genuina lucha de muchas personas y organismos que sí dieron su vida por la verdad, la memoria y la justicia. En términos políticos, históricos y simbólicos esa mentira ha hecho tanto daño a esa causa como los indultos de Carlos Menem.

Durante doce años pervirtieron organismos intachables, corrompieron personas honorables y protegieron represores aborrecibles. Esa es la política de derechos humanos que hoy invoca Cabandié al intentar despegarse de una verdad incontrastable: Milani era Jefe del Ejército de Cristina, no un simpatizante, una presencia más en los actos; tenía una relevancia y una jerarquía que no les permite ahora decir con simpleza que es una buena noticia su detención y que, en parte, es mérito de quienes lo protegieron.

Ojalá que se sepa la verdad sobre los cuatro hechos que vinculan a Milani con el terrorismo de Estado, la verdad es verdad y es colectiva; no es verdad con excepciones ni partidaria, y  sobre ella debemos construir la unión entre los argentinos: Milani dando explicaciones por su rol en la dictadura nos acerca más a ese ideal de unidad en la verdad.

Si se comprueba la participación de Milani en actos de terrorismo de Estado, hay que investigar a quienes encubrieron. No importa lo que declaren ahora en la prensa. Encubrir es también un delito. En política, la coherencia es el activo más valioso.  Cada vez quedan menos dudas: los derechos humanos para el kirchnerismo fueron una conveniencia y nunca una convicción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *